¿Qué pagar en caso de accidente automovilístico y sin Seguro de Auto?

Tiempo de lectura estimado: 3 minutos.

Qué hacer en caso de accidente y sin seguroCircular sin un seguro de auto pensando que nunca va a pasar un accidente es uno de los errores más graves que los conductores cometen y principalmente por dos razones. La principal es que se arriesgan a tener que ir sorteando a la autoridad a que los detengan a un control vehicular y ser multado por tener el seguro mínimo para transitar legalmente. El segundo motivo es que se exponen a tener que resarcir a los terceros en caso de accidente del propio bolsillo, comprometiendo todo el patrimonio familiar.

Se estima que en México, 5 de cada 10 accidentados sin póliza vehicular comprometen su capital mensual hasta en un 100% para resarcir los daños. Y en el peor de los casos, pueden ser sujetos de juicio por no tener posibilidad económica para solventar esos gastos.

Las consecuencias de no contar con un seguro

A pesar de que en 15 entidades de la República Mexicana es obligatorio contar con una cobertura de daños a terceros, sólo uno de cada tres conductores la tiene contratada.  Esto resulta grave porque no se está exento que pueda suceder un accidente cuando menos se lo espera y que resulten lesionados de gravedad o muerte, obligando al responsable a asumir económicamente las secuelas del siniestro.

Contar con una póliza automovilística, protege de tener que asumir los gastos del propio bolsillo. Ya que si no se tuviera el respaldo financiero de una aseguradora, el causante del siniestro debería pagar indemnización en caso de pérdida total o muerte, además de los daños a terceros a su persona y propiedad. En promedio un percance con el carro puede costar $28, 000 pesos en daños materiales. Y una indemnización por ley, en caso de muerte, de 4.1 millones de pesos.

Además, si un automovilista se ve involucrado en un accidente vehicular y no tiene seguro, deberá de llegar a un acuerdo con la otra parte o su aseguradora para enfrentar los gastos. Si el responsable se llegase a rehusar a pagar en el momento del siniestro,  pueden confiscar los vehículos en el corralón hasta que se llegue a un acuerdo con el tercero. También es de considerar que en esta situación, de no tener cobertura mínima para el coche, se tendrá que contratar un seguro para poder sacar posteriormente el vehículo del corralón y pagar el derecho de uso de suelo.

¿Qué medidas tomar para no endeudarte?

Muchas veces el pretexto de los ciudadanos para no adquirir un seguro automotriz es que no tienen suficiente capital para comprarlo. Sin embargo, al enfrentarse con un choque se puede quedar en deuda con la aseguradora del tercero involucrado para asumir los gastos del golpe. Además si las posibilidades económicas son escasas y no se asumen las consecuencias, el responsable podría ser acreedor a una demanda.

Por ello, es recomendable protegerse con una cobertura que nos apoye en cualquier momento. Puesto que las probabilidades de vernos involucrados en un percance son muchas. De acuerdo con cifras de la Secretaria de Comunicaciones y Trasportes (SCT), tan sólo en la Ciudad de México, durante el 2016 ocurrieron 65 accidentes de tránsito al día, de los cuales 12 personas resultaron fallecidas. De éstas estadísticas, es probable que tan sólo un tercio de los involucrados responsables pudiera enfrentar los gastos de la indemnización por muerte; el resto pudo haber quedado confinada a la autoridad o en banca rota.

Es por esto que cabe resaltar la importancia de contratar la póliza para el auto. Ya que, en una sola inversión anual o incluso en pequeñas parcialidades, podríamos contar con el apoyo de una institución financiera y proteger todo el patrimonio. En Rastreator, tu comparador de seguros, se pueden encontrar todas las coberturas al mejor precio con las aseguradoras líderes del mercado.