¿Qué es el Sistema de Control de Presión de los Neumáticos del auto (TPMS)?

Por Mara Delgado 5 de septiembre de 2023 Tiempo de lectura estimado: 7 minutos

El cuidado de los neumáticos del automóvil es sumamente importante para prevenir accidentes viales, por lo que todos los conductores deben revisar aspectos de éstos como la alineación y balanceo, el grosor y la presión de las llantas. 

En específico, la presión de las llantas de un vehículo es un aspecto que debe ser monitoreado constantemente, ya que los cambios repentinos de temperatura pueden aumentar o disminuir el aire dentro de los cauchos afectando la seguridad de los viajes.  

En el pasado medir la presión de las llantas implicaba acudir a una vulcanizadora, una gasolinera o comprar un manómetro, pero hoy en día con el avance de la tecnología los autos nuevos tienen integrado un Sistema de Control de Presión de los Neumáticos (TPMS) que permite monitorear la presión de cada una de las ruedas del automóvil y además alerta al conductor sobre cambios de presión que podrían ser peligrosos. 

El denominado como Sistema de Control de Presión de los Neumáticos (TPMS), está catalogado como uno de los sistemas más esenciales para salvaguardar la integridad de los automovilistas y pasajeros, al grado que las autoridades de algunos países lo exigen en la fabricación de autos nuevos, como es el caso de Estados Unidos, los países integrantes de la Unión Europea, Japón, Corea del Sur, China, Brasil e India. 

¿Cómo funciona el TPMS? 

Dependiendo del modelo o el fabricante del auto, el Sistema de Control de Presión de los Neumáticos utiliza dos métodos distintos para detectar el nivel de presión de las ruedas, conocido como Directo o Indirecto. Ambos funcionan con sensores. 

Directo 

Este método utiliza un sensor alimentado por batería integrado en el conjunto de la válvula para medir físicamente la presión absoluta del aire dentro de la propia cavidad del neumático.  

Los datos del sensor en cada rueda se transmiten de forma inalámbrica a un módulo de control conectado a la computadora central del automóvil, lo que genera una alerta visible para el conductor si alguno de los neumáticos pierde presión. El TMPS Directo es más preciso, pero también más costoso y complejo que el TMPS Indirecto. 

Indirecto 

El indirecto usa los sensores de velocidad de las ruedas que ya tiene el sistema de frenos antibloqueo (ABS) y calcula la presión en función de la velocidad de rotación de las ruedas. Un neumático con menos presión de aire tendrá una circunferencia más pequeña y, por lo tanto, girará a una velocidad mayor que una rueda que no ha perdido la presión de aire. 

Los datos de los sensores de velocidad de la rueda se comunican directamente a la unidad de control del ABS, lo que genera una alerta visible si se detectan anomalías en la velocidad de la rueda. El TPMS indirecto, en comparación con el directo, es más simple, pero también menos exacto y sensible. 

¿Qué hacer si se enciende la luz TPMS? 

El Sistema de Control de Presión de los Neumáticos advierte a los conductores que algo anda mal con la presión de las llantas con una luz amarilla en el tablero del auto, lo que quiere decir que la presión de al menos uno de los neumáticos ha caído por debajo del nivel de tolerancia mínimo recomendado por los fabricantes, que es alrededor de 20 a 25 por ciento. Esto puede indicar una fuga, una perforación o algún otro tipo de daño. 

Sin embargo, la luz amarilla también se puede activar cuando hay cambios bruscos de temperatura. Por ejemplo, cuando un auto viaja de la montaña a un valle cálido. De forma similar el sistema podría confundirse ocasionalmente con el desgaste desigual de los cauchos que produce una fluctuación en la presión de los neumáticos. 

Independientemente de las circunstancias mencionadas, si el conductor nota la alerta del TPMS en su tablero, debe detener el auto en un área segura lo más pronto posible para revisar sus neumáticos. Si alguno parece estar desinflado sin daño alguno, se debe intentar inflarlo con la presión correcta y restablecer el TPMS. 

En cambio, si la rueda ha sufrido daños más graves, será necesario continuar el viaje con el neumático de repuesto o realizar la reparación temporal correspondiente. Para realizar esto con facilidad se recomienda llamar al Seguro de Auto contratado o comprar un kit de reparación de llantas. 

¿Cómo apagar la luz de advertencia del TPMS? 

Para poder apagar la luz de advertencia del TPMS será necesario buscar un botón físico que se encuentra debajo del tablero o en la guantera, pero esto dependerá del modelo del auto, pues también otros vehículos requieren que el conductor entre al menú de la computadora y “resetee” el sistema. 

¿Qué pasa con el TPMS cuando se cambia una llanta? 

En el caso del TPMS directo, al desmontar y montar la llanta se debe tener cuidado de no dañar el sensor. También se debe usar una nueva junta de goma en la válvula para evitar fugas y se tiene que programar el sensor para que se comunique correctamente con el sistema. 

En el caso del TPMS indirecto, al cambiar una llanta no hay necesidad de preocuparse por los sensores, ya que lo sensores están en el sistema de frenos ABS, pero el conductor sí debe calibrar el sistema de nuevo para que la computadora del auto memorice el estado inicial de las ruedas. 

¿Cambiar los neumáticos afecta al TPMS? 

En el caso del TPMS indirecto, el cambio de un neumático no implica alguna programación adicional del sistema ya que los sensores están el sistema de frenos. En el caso del TPMS directo está diseñado para reconocer y comunicarse con un solo juego de ruedas a la vez. Por lo tanto, si se cambia un neumático, será necesario pedirle a un técnico que programe el módulo de control a través del puerto OBD del vehículo. 

TPMS no reemplaza las inspecciones convencionales de los neumáticos 

Podría pensarse que con el TPMS ya no son necesarios los cuidados convencionales de los neumáticos, pero no las reemplaza, además de que el sistema solo advierte cuando hay cambios de presión bajos y no cuando la presión de las ruedas es alta, lo que aumenta la distancia de frenado y el riesgo de derrape, así como también aumenta la probabilidad de reventón o pinchazo por exceso de tensión del caucho. Por lo que se recomienda realizar una revisión mensual de la presión y el inflado en alguna vulcanizadora o con un manómetro. 

El Seguro de Auto te auxilia cuando se activa la alerta del TPMS 

Si por alguna razón el TMPS se activa y los neumáticos del automóvil tienen un daño donde es necesario cambiarlos, el conductor puede llamar a su Seguro de Auto, el cual ofrece, en la mayoría de los casos, ayuda de un profesional de forma gratuita para cambiar la llanta por la de repuesto o también puede solicitar el servicio de grúa a su seguro para que arrastren el vehículo hasta la gasolinera o vulcanizadora más cercana sin costo alguno. 

Asimismo, existen Seguros de Auto muy completos como el de Cobertura Amplia Plus que algunas aseguradoras ofrecen y llegan a incluir un Seguro para Llantas que cubre al asegurado con sustitución del neumático por otro igual o reparación del dañado. 

Encontrar un Seguro de Auto que incluyan los beneficios anteriormente mencionados puede ser complicado debido a que existe una variada oferta de pólizas en el mercado mexicano, pero para hacer una búsqueda rápida, sencilla y con información imparcial y transparente está Rastreator, el comparador online de seguros líder en México. 

Rastreator es una herramienta digital gratuita que ayuda a las personas a cotizar y comparar el Seguro de Auto entre la oferta de más de 10 aseguradoras de prestigio y arroja resultados personalizados con información simplificada y clara de las coberturas y beneficios de cada uno. 

 


Mara Delgado
Escrito por:
Mara es egresada de la FCPyS UNAM, experta en creación y posicionamiento de contenido escrito y audiovisual en entornos digitales. Se especializa en seguros e insurtech.

Obtén la Cotización de tu Seguro de Auto en menos de 2 minutos

Seguro para Auto y SUV
Autos y SUV
Seguro para Pickup
Pickup
Seguro para Moto
Moto
Seguros para Plataforma de Chófer Privado
Plataforma de Chófer Privado