¿Cómo contratar un seguro de moto?

Tiempo de lectura estimado: 6 minutos.

¿Cómo contratar un seguro de moto?¡COTIZA TU SEGURO DE AUTO! En México a partir del 2014 para poder circular por caminos, puentes y carreteras federales es necesario contar con un seguro vial que ampare Daños a Terceros en caso de colisión. De igual manera, opera en 15 estados de la República Mexicana incluyendo la capital del país. En la Ciudad de México, las motocicletas son un medio de transporte cada vez más utilizado por los habitantes de la capital, puesto que el tránsito lento las hace un vehículo más eficiente.

A pesar que en las calles hay más motos en circulación, conseguir un seguro para éstas no es tan fácil como contratar una póliza automotriz. Tan sólo son algunas compañías las que ofrecen coberturas para motociclistas, puesto que el riesgo de asegurarlos es muy alto por la estructura del vehículo y la velocidad que pueden llegar a alcanzar.

Sin embargo, es importante mantenerse informado de la oferta del mercado asegurador para motocicletas y sobre todo conocer cómo adquirir un seguro de moto de manera sencilla y rápida.

¿Qué tomar en cuenta al adquirir una póliza de motociclo?

Antes de contratar una cobertura de moto es importante que te informes de los productos del mercado y, en especial, que compares entre compañías quién te ofrece el mejor precio por una buena cobertura y un buen servicio. Recuerda que tu seguridad es primero, por lo que un seguro debe protegerte plenamente de los riesgos a los que estás expuesto. Según estadísticas del Instituto Nacional de Salud Pública (INSP), los motociclistas se encuentran en el grupo más vulnerable involucrados en accidentes tránsito, pues conforman, junto con ciclistas y peatones, el 60% del total de colisiones a nivel nacional. Además, que el robo a estos vehículos ha aumentado en los últimos años, de acuerdo a la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS).

Aunque es cierto que una póliza de motocicleta te va a costar algo más que la de un automóvil, es igual o más vital contar con una, ya que te respaldará no sólo de los daños que puedas ocasionar a terceros, sino también te podrá apoyar en atención médica derivada del accidente a ti y a tus acompañantes.

Si bien es cierto que un seguro de moto es algo distinto de uno de auto, puesto que el riesgo que implica es mucho mayor, existen herramientas digitales como los comparadores en línea que te pueden apoyar a encontrar a golpe de click la oferta del mercado para que puedas elegir de manera informada e inteligente cuál es la que más te conviene.

Requisitos para contratar una cobertura de motocicleta

Las aseguradoras que actualmente ofrecen pólizas para motos son pocas, entre las que se encuentran Mapfre, Qualitas, AXA, GNP, Atlas, Seguros Banorte, Bancomer, Santander, Seguros HDI, Zurich y Seguros Azteca, cada una cuenta con condiciones y términos diferentes para hacer la contratación del seguro, por lo que es conveniente que además de reunir los siguientes requisitos se pregunte en la compañía de seguros qué otros requerimientos se solicitan para hacer la contratación.

Para poder adquirir la póliza de moto se deben presentar los siguientes datos:

A. Datos del Conductor Habitual

  • RFC
  • Nombre
  • Sexo
  • Correo Electrónico
  • Domicilio
  • Teléfono
  • Edad
  • Licencia de conducir vigente

B. Ficha técnica de la moto

  • Marca
  • Modelo
  • Año
  • Número de Serie
  • Cilindraje

Si eres Persona Física deberás proporcionar: RFC, nombre completo del titular de la póliza, género, correo electrónico, comprobante domiciliario no mayor a tres meses y teléfono de contacto.

Si eres Persona Moral tendrás que presentar: RFC, Razón Social, comprobante de domicilio fiscal, datos del representante legal, correo electrónico y teléfono de contacto.

Algunas compañías aceptan el pago fraccionado en meses o semestre, pero el precio total puede encarecerse por las comisiones de las liquidaciones parciales. Las formas de pago pueden ser en efectivo a través de una institución bancaria o con tarjetas de crédito o débito, sin embargo, depende de la compañía de seguros las modalidades de pago.

Coberturas para motocicletas

  • Daños Materiales. Ésta ampara los perjuicios que sufra tu motocicleta en caso de colisión, incendio, inundación u otros fenómenos de la naturaleza. Cabe señalar que si sufres de un percance deberás de cubrir un deducible para hacer válida esta cobertura.
  • Robo Total. Indemniza en caso de hurto total del vehículo asegurado, así como las pérdidas o daños materiales que llegue a sufrir durante el tiempo que se encuentre sustraída. Esta cobertura también implica el pago de un deducible para poder hacerla efectiva.
  • Robo Parcial. Si la motocicleta asegurada llegara a sufrir la pérdida de alguna de sus partes, debido a un acto vandálico, la compañía puede integrar el valor de las mismas con su debido deducible.
  • Equipo Especial. Apoya en caso de que el equipo especial instalado sufra el daño o sustracción involuntaria, siempre y cuando éstas sean estipuladas en la póliza y se haya cubierto el deducible correspondiente.
  • Adaptaciones y Conversiones. Indemniza los perjuicios materiales que sufran las adaptaciones y conversiones instaladas en la moto asegurada por robo o colisión.
  • Responsabilidad Civil. Apoya en caso de que el conductor asegurado haya provocado daños a terceros en sus bienes y personas.
  • Gastos Médicos a Ocupantes. Ampara las lesiones que puedan sufrir los ocupantes del vehículo asegurado durante un accidente, siempre y cuando se encuentren dentro del compartimiento, caseta o cabina.
  • Cirugía Estética por Accidente. Si esta cobertura se encuentra estipulada en la carátula de la póliza, la compañía podría apoyar en los gastos que se deriven de la cirugía a consecuencia de un accidente vial. Cabe señalar que depende de las condiciones y términos de la compañía aseguradora con quién se tenga contratado el seguro.
  • Llantas. Indemniza o repara las llantas y rines a consecuencia de una colisión, impacto, derrapamiento o cualquier otro evento que imposibilite el funcionamiento de las mismas. Esta cobertura también requiere de la liquidación de un deducible para hacerla válida.
  • Casco y vestimenta del conductor. Esta cobertura ampara el equipamiento personal del motociclista a consecuencia de un percance, impacto o volcadura.
  • Cobertura de Llave. Apoya en la reposición o reparación de la llave por robo, descompostura, rotura o pérdida.
  • Asistencias viales. Apoya en caso de necesitar grúa, paso de corriente, envío de gasolina y cambio de llantas de la motocicleta, entre otros beneficios que ayudarán al conductor cuando se encuentre de viaje y tenga un siniestro.
  • Defensa jurídica. Asiste al motociclista en caso de tener que presentarse ante las autoridades para comparecer debido a un accidente vial o robo, entre los apoyos que tiene es asesoría y gestión ante el Ministerio Público, así como pago de fianzas y cauciones.

Es importante que consideres que cada cobertura y proceso de contratación depende de la compañía con quien desees contratar, por lo que es conveniente que una vez que elegiste la cobertura y la aseguradora, te pongas en contacto directo para que te puedan orientar en la documentación que debes presentar y las formas de pago, y así no te lleves una sorpresa en caso de percance.