¿Qué es el deducible en el Seguro de Gastos Médicos?

Tiempo de lectura estimado: 6 minutos.

¿Qué es el deducible en el Seguro de Gastos Médicos?¡COTIZA TU SEGURO DE AUTO! Este importe es una manera de compartir con la aseguradora el riesgo que cubre la póliza. Esta cantidad viene estipulada en el contrato de la póliza de gastos médicos y es el monto que indica el límite monetario a partir del cual interviene la cobertura médica, el cual deberá ser solventado por el asegurado para poder hacer válida la póliza de salud.

Cabe mencionar que esta delimitación del riesgo clasifica los gastos menores de los mayores, es decir que si el padecimiento o costo médico es menor o igual al deducible, entonces el asegurado deberá de solventarlo, de lo contrario el beneficiario sólo deberá asumir esa proporción del gasto y el resto lo cubrirá la póliza.

Establecer un deducible en los seguros es una manera de regular el uso de la cobertura, ya que algunas veces sin esta reglamentación, tiende a existir un abuso en la utilización indiscriminada de la póliza. Por ello, la estipulación de un importe que involucre económicamente al asegurado es una manera de distribuir el riesgo.

Algunas veces, este importe ayuda a disminuir el costo total de la prima, es decir, entre mayor sea el deducible que el contratante está dispuesto a asumir, más económico será el precio total del seguro.

¿Qué implica el deducible en la póliza de salud?

  1. La cobertura sólo intervendrá si el padecimiento, accidente o enfermedad excede dicha cantidad estipulada por la aseguradora y el asegurado.
  2. El seguro pagará los gastos médicos a partir de cada peso que exceda el deducible en su totalidad o en colaboración con el coaseguro, dependiendo de la cobertura contratada y de las condiciones de la póliza.
  3. No se podrá solicitar reembolso o indemnización, si el padecimiento no es superior al deducible.
  4. En caso de que existan dos o más eventualidades que requieran atención médica, se considerará un monto de deducible para cada una y aplicarán las mismas condiciones antes mencionadas.
  5. Si la póliza médica interviene en una enfermedad prolongada que requiera atención médica por meses o años, el importe de deducible sólo se hará por única vez y la aseguradora se hará cargo de los demás gastos hasta que se agote la suma asegurada.

¿Se debe pagar un deducible en el seguro de salud menor?

En general los padecimientos de prevención y conservación de la salud, en la mayoría de los casos no rebasan el deducible de una póliza de gastos médicos mayores. Por lo que algunas compañías de seguros, ofrecen pólizas de gastos médicos menores sin pago de deducible, a cambio de un copago. Este término es una participación económica, parecida al deducible que tiene que solventar el asegurado por el uso de cualquier servicio médico.

Un seguro médico menor para padecimientos comunes o acciones preventivas, generalmente es un complemento a la póliza de gastos médicos mayores. Aunque, en el mercado se puede contratar por separado y existen algunos diseñados exclusivamente para padecimientos específicos como problemas dentales u oftalmológicos.

También este tipo de póliza se puede encontrar dentro de los seguros básicos estandarizados, que consideran enfermedades o accidentes menores comunes y aunque no representan un costo superior, pueden implicar un desembolso continuo en las familias.

A diferencia de algunas pólizas de gastos mayores, donde se puede ir a un hospital que no sea necesariamente de la red de la aseguradora, en un seguro de gastos médicos menores, en la mayoría de las ocasiones, las compañías establecen los centros de atención y laboratorios donde se puede recibir el servicio médico, sin opción a ser atendido fuera de esta lista.

Entre los padecimientos más comunes que se pueden atender con una cobertura de este tipo se encuentran:

  • Medicina preventiva.
  • Vacunación.
  • Chequeos generales de salud.
  • Maternidad.
  • Odontología.
  • Oftalmología.
  • Consultas con médicos generales y algunos especialistas.
  • Medicamentos.
  • Estudios de laboratorio y gabinete.

En conclusión, un seguro de gastos menores es un aliado para conservar el buen estado de salud a un bajo costo. Algunas aseguradoras ofrecen consultas en especialidades y de 70 hasta 100% de reembolso en algunos estudios clínicos y medicamentos e indemnizaciones por incapacidad.

¿Cómo funciona el deducible en la cobertura de gastos médicos mayores?

Como su nombre indica, un seguro de salud mayor es un respaldo para solventar gastos fuertes que se deriven de una enfermedad, padecimiento o accidente grave y que represente un golpe económico al bolsillo.

Para poder acceder a los beneficios de este seguro, el asegurado deberá pagar un deducible y un coaseguro. Como se ha mencionado, el deducible es un monto fijo que se estipula en el contrato de la póliza y el coaseguro es un porcentaje del gasto total, que de igual manera viene representado en el pacto escrito del seguro.

Las pólizas de salud mayores están pensadas para cubrir los gastos que pueden representar una afectación sustancial en la economía familiar cuando se presentan padecimientos de gravedad.

La aseguradora con quién se tenga contratado el seguro puede solventar los gastos del infortunio con pago directo, es decir que una vez cubierto el deducible y copago la compañía solventa los gastos hospitalarios, de honorarios, medicamentos y demás.

O también puede intervenir con pago de reembolso, que aplica regresando el dinero que se haya desembolsado para solventar los costos hospitalarios, con la respectiva resta del deducible y coaseguro.

Cabe destacar que si se tiene contratada la cobertura de maternidad, se puede amparar con un monto fijo que va desde los 10 mil hasta los 30 mil pesos para pagos derivados del evento, y generalmente en esta garantía no se cobra deducible ni coaseguro, pero existe un periodo de espera mínimo para hacerla válida que puede ir de seis a diez meses.

Los beneficios de una cobertura sanitaria

En México, la cultura de los seguros no está desarrollada, pero es importante plantearse la posibilidad de contar con un seguro médico, ya que una póliza de salud ayuda a solventar las dificultades económicas que puedan derivar de una enfermedad o accidente y que no se tengan previstos en el presupuesto familiar.

En contra de las creencias, hoy en día hay aseguradoras que ofrecen coberturas médicas económicas en función de las necesidades básicas del individuo o familia, y tienen las ventajas de:

  • Elegir médico dentro de la red de especialistas tratantes de la aseguradora.
  • Eficacia y rapidez en la atención del servicio de primer contacto así como en cirugías y urgencias.
  • Cobertura internacional.
  • Tratamientos médicos especializados y medicamentos que son amparados por la empresa de seguros.
  • Seguro dental y oftalmológico.

También es importante conocer los términos y condiciones de la póliza que se está contratando, así como los deducibles, copagos y coaseguros que se tienen que solventar para no tener que enfrentarse a un largo proceso de validación por parte del seguro.