¿Qué son y cómo funcionan los préstamos en línea?

Por Mara Delgado 15 de julio de 2020 Tiempo de lectura estimado: 7 minutos En la era del Internet los financiamientos se pueden hacer a través de plataformas digitales en cuestión de minutos, sin que los interesados tengan que acudir a un banco y formarse en largas filas de espera. Es por ello que las empresas de préstamos personales en línea se han popularizado.

Hoy en día estos préstamos online o no bancarios se posicionan como una oferta barata y segura a través de las fintech. Y se caracterizan principalmente por pedir poco papeleo, y en algunos casos son inmediatos o no requieren checar el Buró de Crédito.

Los préstamos online también cumplen con estas características:

  • El dinero se le da directamente al usuario.
  • No piden ningún tipo de garantía.
  • Son a corto plazo.
  • Ofrecen montos pequeños.
  • Las cantidades que se prestan van desde los $1,000 pesos hasta los $5,000 pesos.
  • Piden poca información.
  • Se consiguen más rápido que la banca tradicional.
  • Requieren de acceso a un dispositivo móvil o computadora con internet.
  • Piden un perfil en facebook.
  • Algunos solicitan una cuenta bancaria.
  • Es requisito contar con una identificación personal.

Los préstamos online en comparación con los bancarios piden menos requisitos y se otorgan mucho más rápido, incluso algunos se llegan a contratar en cuestión de minutos.

¿Y una vez que se aprueba el préstamo cómo se transfiere al cliente? Éste por lo general llega por medio de un sistema de pagos electrónicos a través de un depósito en una cuenta bancaria que tiene que estar a nombre de quien solicitó el préstamo en línea.

Por otro lado, las empresas de préstamos por Internet también se han multiplicado, porque son una opción accesible y atractiva para aquellas personas que no pueden acceder a la banca tradicional, debido a las políticas que ésta establece. Y es que estas personas son una cantidad de población considerable en México, ya que se estima que al menos el 52% de los mexicanos labora en la informalidad, lo que significa que no pueden tener acceso a créditos bancarios, pues para las instituciones más importantes y de mayor prestigio representan un potencial de cartera vencida. 

Cabe mencionar que una vez que se haya solicitado un préstamo personal, no se podrá pedir otro hasta que el primero se haya cancelado. Liquidar un préstamo personal en línea en tiempo y en forma tiene sus ventajas a la hora de solicitar otro préstamo, pues genera un historial en el Buró de Crédito positivo, que ayuda a obtener préstamos futuros de mayores montos y con menor tasa de interés.

¿Cómo solicitar un préstamo seguro online?

La forma más práctica es aprovechando los comparadores de préstamos personales en línea que en cuestión de minutos te permiten contrastar más de tres ofertas y conocer aspectos importantes del préstamo como montos, plazo, tasas de interés e impuestos. Asimismo, estos te permiten contratar de forma rápida y sencilla.

Se recomienda que antes de realizar algún tipo de contrato los interesados verifiquen que la institución sea supervisada por la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) o alguna entidad financiera, ya que solo así podrán realizar una reclamación en caso de inconformidad.

También se debe confirmar la identidad de la empresa y si está registrada ante el Sistema de Registro de Prestadores de Servicios Financieros (SIPRES) de la Condusef. Asimismo, si la entidad cumple con todas las normas de transparencia que establece la ley.

La Condusef recomienda que el usuario no se deje engañar por la rapidez en que una empresa puede ofrecer un préstamo y que como usuario no entregue documentos personales o datos de tarjetas de crédito o débito, contraseñas, NIP, datos de cuentas, ni realizar transferencias electrónicas o depósitos bancarios, si no ha hecho una correcta identificación de la entidad que otorga el préstamo.

Requisitos para solicitar un préstamo por internet

Como ya se había mencionado, los préstamos por internet solicitan menos requisitos a sus clientes en comparación con la banca tradicional, pero sin importar si se trata de préstamos rápidos o no, los interesados deben cumplirlos. Algunos de los requisitos que se piden en general son:

  • Ser mexicano con residencia permanente en México.
  • Cumplir con 18 años y tener menos de 70 años.
  • Antigüedad laboral mínima de 6 meses.
  • Comprobante de ingresos mayor a 5 mil pesos brutos.
  • Buenos antecedentes crediticios.
  • Tener cuenta en un banco.
  • Poseer un correo electrónico.
  • Contar con un perfil en Facebook.
  • Tener un número de teléfono celular.

¿Cómo pagar los préstamos en línea?

Existen varias alternativas, algunas instituciones permiten domiciliar los pagos a una cuenta bancaria, otras que el cliente pague en la ventanilla de algún banco, también se puede liquidar en las cajas de los corresponsales bancarios asociados a la empresa de préstamos. Otra alternativa es pedir que el cargo se haga a la cuenta de nómina del cliente.

Todos los depósitos que se hagan para liquidar la deuda deben de ser en tiempo y forma, de acuerdo con los plazos, comisiones e intereses que se acordaron en el contrato con la empresa digital.

¿Qué empresas dan préstamos en línea?

La oferta es variada por ello se recomienda que el interesado antes de elegir alguna compañía compare con ayuda de los comparadores de préstamos personales en línea, para encontrar el que más le conviene.

Las empresas que ofrecen préstamos personales en línea en México son:

  • Afluenta 
  • Doopla
  • Kubo Financiero
  • YoTePresto
  • Prestadero

Las empresas préstamos personales en México son:

  • Credy
  • Creditea
  • Yotepresto
  • CreditoZen
  • KuboFinanciero
  • Lendon
  • Ferraturn
  • Dineria
  • MoneyMan
  • Lime
  • Kreditiweb
  • HolaDinero
  • Pezetita
  • Crezu
  • Credilikeme
  • Askrobin

Ventajas de los préstamos en línea

Entre las principales se encuentran:

  • Piden menos requisitos que los bancos.
  • Algunos se pueden otorgar en minutos.
  • Ahorro de tiempo en filas.
  • No piden alguna garantía.
  • Algunos no cuentan con Buró de Crédito.
  • Si se necesita presentar una queja o aclaración, los clientes pueden hacerlo cuando las empresas están registradas en el Registro de Prestadores de Servicios Financieros (SIPRES).
  • Aunque los montos de préstamos online son pequeños, después de la primera vez que se solicita uno, el importe puede incrementar hasta 250 mil pesos de préstamo.
  • Si el cliente es puntual en pagos, en la medida que se va devolviendo y cancelando la deuda, se puede ir incrementando el préstamo.

¿Pueden rechazar un préstamo en línea?

Se podría llegar a pensar que por ser una opción accesible y flexible, se puede obtener un préstamo en línea sin tener que cumplir con ciertos requisitos, sin embargo, en todas las instituciones confiables de préstamos online piden algunos documentos y datos personales que el interesado deberá facilitar para que la compañía apruebe su solicitud. 

Cada compañía pide sus propios requisitos para aprobar un préstamo y si no se cumplen, éstos pueden ser unas de las razones por las que se niegue un préstamo. También otra posibilidad por la que se rechaza un préstamo es por el perfil del interesado, cuando no cumple con el historial crediticio que la empresa busca para prestar dinero por internet, por ejemplo, el cliente tiene mala reputación en el Buró de Crédito.

Cabe mencionar que en caso de ser rechazada la solicitud de préstamo se debe esperar un tiempo, semanas o meses para poder volver a hacer una solicitud con el prestamista.

Mara Delgado

Mara DelgadoRastreator.mx